3 de febrero de 2009

Señaletica en Parkings.

La mayoría de los parkings pueden ser muy incómodos, difíciles de maniobrar, difícil de encontrar sitio, y difícil de encontrar la salida.

La Eureka Tower en Melbourne, Australia contrató al diseñador Axel Peemoeller para mejorar la señalización de su aparcamiento. En lugar de chapotear el subterráneo con pequeñas señales, Peemoeller decidió utilizar ilusiones ópticas, para guiar a los conductores por el buen camino, y evitar que se pierdan. Las indicaciones son además tan grandes que es casi imposible no verlas.









Hace algún tiempo, en un curso de Señaletica, nos indicaron esta instalación como un ejemplo de espacio utilitario, en el cual, los arquitectos y los diseñadores de la actualidad, ven una oportunidad única, para dar belleza y la armonía a la vida cotidiana, son espacios funcionales que normalmente son ignorados por las grandes mentes del diseño. A continuación, otros ejemplos que hemos podido encontrar por la red:





Seguro que estos parkings, por lo menos no nos perderemos. Saludos!!!

1 comentarios:

mertesaker dijo...

La clave está en la palabra 31: diseñador. Y un diseñador entiende de esto, de fotos. Y punto.

¿Visteis algún coche en alguna de esas fotos? No, ninguno. ¿por qué? Porque si hay coches no se leen los carteles. Valga como ejemplo la última foto, la de las plazas rojas. Si hay coches, ¿quién ve la palabra salida?

Hay otros de mas fácil observación, como el UP, pero siendo cuesta arriba, ¿que otra cosa podría ser?.

Conclusión: Pijada cara y prescindible. Para gastar pintura en eso, mejor que pinen arcoiris por las calles.